Si por azares del destino llegaste aquí buscando como adelgazar 10 kilos en una semana, me da pena por tí…

– Las dietas milagrosas no sirven.
– Las pastillitas para adelgazar son basura.
– Los jabones reductores son un fraude.

Pero, no temas, no estoy nada más para criticar.

Ahora, les revelaré el secreto de como adelgazar, rápido, eficientemente y sin trucos publicitarios. Hay 2 opciones:

1. Comer menos y hacer ejercicio (sé que suena loco, ¡pero de verdad funciona!)
2. Liposucción.

La primera opción requiere una gran, GRAN fuerza de voluntad. La segunda opción requiere mucho dinero.

Listo, ya lo sabes.

Esto te lo digo a ti amiga, amigo, que no entiendes como es que después de una semana de estar tomando pastillitas enflacadoras sigues igual.

Di no a la anorexia y a la bulimia.

Este no es un post para explicar diferencias entre hombres y mujeres, si llegaste aquí por eso, ni modo, siento descepcionarte.

Esto trata de las nenas y los rudos, ¿como distinguirlos?, ahora te ayudo:

Al comer…
– Usar cuchillo y tenedor es de nenas
– Con las puras manos es neutro
– Pero un rudo come con la cara

– Una nena le sopla a la sopa para enfriarla
– Alguien neutro se la come un poco caliente
– Un rudo no come sopa, la sopa es de nenas

– No comer nada con salsa picante es de nenas
– Si le echas salsa a tu comida ya eres neutro
– El rudo no come comida con salsa, come salsa con comida

Al bañarse…
– Una nena se baña con agua tibia y jabón humectante
– Alguien neutro se baña nada más
– Un rudo NO se baña

En autos…
– Alguien nena trae un Beetle (bochito de los nuevos) o un smart
– Alguien neutro trae cualquier otro automóvil
– Un rudo sólo se transporta en una troca mounstro o motocicleta

En cuanto a dientes…
– Nunca falta a su cita con el dentista alguien que es nena
– El neutro va cuando le duele una muela
– Pero si al rudo le duele una muela se la arranca con los dedos

Al dormir…
– Una nena se pone su pijama
– Un neutro se duerme en ropa interior
– El rudo duerme desnudo, o de plano ¡no duerme!

Al peinarse…
– Una nena usa acondicionadores, crema para peinar, secadora…
– Alguien neutro usa un peine
– Un rudo no se peina

Estas reglas aplican tanto para hombres como para mujeres. Yo estoy en el rango de neutra a ruda, aunque también llego a caer en cosas de nena… ¿Tú qué eres?, ¿nena o rudo?

Voltaire, gran genio, respetable y demás. Hombre concocido, ha dicho muchas cosas sabias, como, por ejemplo:

No estoy de acuerdo con lo que dices, pero defenderé con mi vida tu derecho a expresarlo.”

Wow, que frase, sobre la libre expresión, ¡sublime!. Respetables palabras.

Pero también ha dicho:

“Una mujer amablemente estúpida es una bendición del cielo.”

¿Perdón?, que me traigan a Voltaire para darle una patada donde más le duele. En fin, he ahí las palabras de un “gran filósofo”.

calva

Yo solía bañarme con agua caliente, calientísima, como para hervir pollos, ¿o era para pelar pollos?. El caso es que con agua muy caliente, no sé, si no estaba calientota sentía que estaba fría.

Pero hace unos días ví en televisión -o leí en alguna revista, ya ni me acuerdo- un artículo que eso de bañarse con agua hirviendo no es algo muy bueno que digamos. No me sorprendió, pero si me convenció de bajarle un poquitin la temperatura.

Resumiendo, ese artículo decía que con agua así de caliente me iba a quedar calva más pronto y se me iban a “aguadar” las bubis más dramaticamente, además de la piel seca en general, y perdida de elasticidad también en la piel.

Lo de la elasticidad o sequedad no me impactó casi nada, lo que sí me impactó fue la idea de quedar calva y con las bubis por el suelo, lo visualizé, fue un sueño con los ojos abiertos muy horrible.

Entonces desde ese día (más o menos anteayer) he decidido bajar unos cuantos grados al agua de la regadera cuando me baño.

Pensé que todos deberían saberlo, para que no se aguaden ni se queden calvos.

Este es un análisis objetivo sobre el caso de los “barberos” escolares, no confundir con los tipos que trabajan razurando barbas.

——–

Ser barbero (pideveintes, lamebotas, chupamedias, y otros adjetivos no aptos para los ojitos de los niños), implica varias o todas de las siguientes actitudes:

· Reirse de los chistes del profesor, de tooooodos sus chites, no importa si es el chiste mas lelo y desabrido del mundo, un barbero de a deveras se va a reir como si fuera el profe el mejor comediante del mundo.

· Saludar al profesor con halagos. Un “buenas tardes”, o un “hola profe” entran en lo común, pero si le agregas “que bien se ve hoy”, o “luce más joven” o cualquier cumplido así de la nada pues eso es síntoma inequívoco de adulador.

· Sacarle platica al profe siempre que haya oportunidad. Eso es esencial para un buen barbero, siempre que se pueda establecer una plática con risas de pormedio con el profesor, no importa si el trabajo queda en segundo plano, el profe queda encima de todo.

· Decir sí a todo lo que dice. Si el profe dice rojo el barbero dirá rojo tambien, si el profe te recomienda una película irás a verla en cuanto salgas de la escuela, al cine o a rentarla, todo lo que diga el profe tendrá un efecto inmediado en el barbero profesional.

Ventajas de ser barbero:

· Por lo regular, aunque sea un trabajo mediocre, el buen barbero sacará siempre buenas calificaciones en sus trabajos en la materia a cuyo profesor barbea.

· Más libertades en clase, como platicar más y menos llamados de atención de parte del profe, salir más de clase y sin ser regañado entre otras libertades.

· Popularidad entre los alumnos de la clase, todos siempre se acuerdan del adulador.

· Apoyo, ayuda y soporte por parte del profesor más que al alumno promedio. Si eres barbero y necesitas ayuda en tu trabajo el profe siempre estará allí para ayudarte.

Como ven hay muchas ventajas al convertirse en un lamebotas, pero todo tiene un precio.

Contras:

· El muy posible desprecio de tus compañeros de clase.

· Pérdida de tu dignidad.

Solo tú sabes que camino tomar. A simple vista las ventajas son mucho mayores que las desventajas, pero pensándo bien las cosas, la dignidad es mucho peso…

Eso es todo. Fin del analisis.

——–

Ahora, escribo esto porque, probablemente, tenga que vender mi dignidad en unas materias, por el bien de mis calificaciones, si, convertirme en una lamebotas y reirme de los desabridos chistecitos de mi profa.

Luego de hacerle la barba a la maestra, tal ves me enferme de guacara debido a mi remordimiento, y a mi conciencia que dirá “porqueeeeeeee, porqueeeeeee, esa vieja no se merece tanta atención!!!, te vendes por una mugrosa calificación…”.

Cosas de la vida.